Perú: Golpe parlamentario en marcha

Claudia Cisneros

La gente de PPK debe despertar y ver lo que todos los demás vemos con claridad: el fujimorismo no parará hasta obtener el poder en el que invirtió millones y para el que preparó a sus oscuros cuadros, que ha ido colocando en instituciones clave del país con sumisión ingenua del gobierno. Saavedra, Vizcarra, Orjeda han sido sus víctimas y siguen Basombrío, Pérez Tello y García. “El fujimorismo sigue siendo una organización de vocación criminal…banda vengativa y chusca”, ha dicho Hildebrandt en su último editorial y solo hay que ver su actuación parlamentaria para confirmarlo:

Empezaron perdonando a la gran empresa el pago de millones en impuestos acordando no poner en vigencia la Norma XVI que la OCDE exige para que las transnacionales dejen de eludir impuestos. En setiembre, el fujimorismo rechazó fortalecer la Unidad de Investigación Financiera (UIF) contra el narcotráfico que daba acceso al secreto bancario y tributario con autorización de un juez y compartir la información con el JNE y con la ONPE. Entonces se supo que, además de Keiko y su esposo investigados por lavado de activos, lo están también 5 congresistas fujimoristas: Beteta, acusada por la procuradora antidrogas, Sonia Medina, de constituir empresas con fondos de su cuñado narcotraficante Luis Egoavil. Modesto Figueroa, investigado por la Segunda Fiscalía de Lavado de Activos por inu-sual crecimiento de su patrimonio (de ambulante en Puerto Maldonado a dueño de 6 grifos) lavando dinero de la minería ilegal. Marita Herrera, fujimorista por Amazonas, investigada por lavado de activos por la Fiscalía Anticorrupción por compras millonarias de inmuebles y terrenos. Wuiliam Monterola, fujimorista por Huancavelica, investigado por lavado de activos por la 48 Fiscalía Provincial Penal de Lima por uso de testaferros. Y Joaquín Ramírez denunciado por lavado de activos por procuradora Julia Príncipe y por la DEA. Y la División de Lavado de Activos de la Policía Nacional (Divila) pidió se investigue a Jaime Yoshiyama, secretario general de la campaña 2011 de Keiko por aporte de 2 millones mediante terceros.

En marzo, el fujimorismo presentó un proyecto que beneficiaría a la minería ilegal, la trata de personas y la prostitución de menores haciendo que el delito de minería ilegal sea excluido del marco de la ley de crimen organizado.

Tubino presentó el Proyecto Purus que pide se construyan carreteras con conexiones multimodales, que amenazan a los pueblos indígenas y abren camino a las mafias de tala ilegal, minería ilegal y narcotráfico.

En mayo presentaron un proyecto que atenta contra la internet libre y la libertad de expresión. El PL 772 de Miyashiro busca que la DINI controle los contenidos en internet bajo la coartada de la seguridad. Esto se suma al esperpento de proyecto que Aramayo presentó en abril para amordazar a la prensa.

Además de amenazar la libertad de prensa e internet libre, el fujimorismo está en contra de investigar el narcotráfico que los ronda, apoya la minería ilegal y no apoyan a los más vulnerables. No aprobaron los agravantes en delitos de feminicidio cuando somos uno de los países con más casos. Se negaron a investigar en el Congreso a los curas pedófilos del Sodalicio luego que la Fiscalía archivara sospechosamente el caso. Luego se supo que varios de sus congresistas se reunieron con altos directivos del poderoso grupo religioso. Y como vimos, les importa tres cuernos que maten a homosexuales: derogaron el DL 1323 que buscaba endurecer las penas para los crímenes de odio y eliminaron los términos “orientación sexual”, “identidad de género” y “enfoque de género” de DL 1348, 1266 y 1267.

Y esta semana el fujimorismo dio la espalda a pacientes con VIH no apoyando la norma para que accedan al tratamiento con atazanavir, liberando la producción y venta del fármaco que le ha costado al Perú sobrecosto de 75 millones.

Además, buscan aprobar una ley para que los gobernadores y alcaldes puedan reelegirse al 2022, cuando más de 20 alcaldes y 22 gobernadores están investigados por corrupción. Refuerzan alianzas, ojo.

Como dice Hildebrandt: “Sin necesidad de asumir la defensa de un gobierno discutible y errático, debemos hacer todo lo posible por evitar un golpe de estado parlamentario…(el fujimorismo) hará lo posible para que la posibilidad de la vacancia presidencial cunda poco a poco en la opinión pública”, y no podemos estar más de acuerdo. El fujimorismo no parará hasta vacarlo, en la debilidad de PPK han visto una oportunidad de oro que no desaprovecharán. Momento de considerar seriamente la disolución democrática de estos antiperuanos que solo harán al Perú más daño si obtienen más poder.

http://larepublica.pe/impresa/opinion/880199-golpe-parlamentario-en-marcha

Un comentario sobre “Perú: Golpe parlamentario en marcha

  • el 1 junio, 2017 a las 8:30 pm
    Permalink

    ESTAMOS AVISADOS, EL FUGIMORISMO COMO PARTIDO POLÍTICO ES UN GRUPO MAFIOSO, QUE NO INTENTA SOLUCIONAR EL GRAN PROBLEMA NACIONAL, SINO TOMAR EL PODER PARA REINSCRIBIR LA HISTORIA DEL FUGIMORISMO, SACANDO ADELANTE UN JUICIO SUMARÍSIMO CONTRA LOS QUE RESULTEN RESPONSABLES DE HABER PUESTO PRESO A FUGIMORI; CON ELLO TENDREMOS A ALBERTO FUGIMORI, HÉROE DE LA DEMOCRACIA Y UN NUEVO FUGIMORATO. ESTOS SUEÑOS DE OPIO NO PASARAN, PORQUE EL PERUANO EN SU MAYORÍA YA SABE A QUE ATENERSE Y LA JAPONESA NUNCA SERÁ GOBIERNO.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*