Radiografía postelectoral

Róger Rumrrill

AMAZONÍA

Una radiografía, análisis y primer balance postelectoral en la Amazonía arroja un saldo sombrío y muy preocupante: presidentes regionales y alcaldes con procesos judiciales por lavado de activos, irregularidades en el manejo de los fondos públicos, asociación ilícita para delinquir, aprovechamiento indebido del cargo, entre otros delitos.

Las causas de fondo de esta realidad crítica son las mismas que explican la suerte de descalabro político de una sociedad que se encuentra -como ha señalado el destacado sociólogo Julio Cotler- fragmentada y con partidos políticos en crisis terminal: una economía en un 70% informal e ilegal, un Estado fagocitado por el gran capital; pobreza y concentración de la riqueza, ideología capitalista que cree que el mercado resuelve todo e instituciones como el Congreso, la Contraloría y el Poder Judicial incapaces de cumplir sus funciones fiscalizadoras, entre otras.

BALANCE Y PERSPECTIVAS

El resultado electoral en la región Loreto tendrá hondas repercusiones políticas, sociales, económicas y culturales en el presente y el futuro regional. La derrota política de Yván Vásquez Valera, quien pretendía su tercera elección, ha provocado el desplome – pero no el fin- de todo un sistema calificado como mafioso (expresado en decenas de denuncias públicas), instalado en todos los niveles del aparato del Estado, Poder Judicial, ministerios, Congreso de la República, en base a prebendas y otros mecanismos irregulares y corruptos.

Pero como en el caso de César Álvarez, el presidente regional de Áncash, Vásquez Valera ha dejado sus piezas claves y sus topos en la estructura de la administración regional loretana, para tratar de darle carta de sobrevivencia a su sistema montado en una década.

El nuevo presidente regional de Loreto, Fernando Meléndez Celis, llega con más dudas que certezas. Su organización, el Movimiento de Integración Loretana (MIL), aparentemente resulta una fachada fujimorista que lleva como “caballo de Troya” nada menos ni nada más que a Pedro Pablo Kuczynski, el mayor lobista de las multinacionales en el Perú.

Un lobista y operador como Pedro Pablo Kuczynski (PPK) es muy funcional a la lógica extractivista en el que está empeñado el humalismo y que alcanzará una profundidad sin límites con la Ley Nº 30230 y otras que amenazan convertir a la Amazonía en la tierra arrasada por el gran capital de las corporaciones internacionales.

Además, entre el 2015 y el 2018, los fondos del canon petrolero que recibe Loreto alcanzarán en total 4, 289,251 millones de soles, un jugoso bocatto di cardinale para las grandes empresas del desbocado “obrismo” de una economía primario exportadora que convierte en reyes Midas a las grandes empresas que parasitan al Estado peruano.

LAS OTRAS REGIONES, MÁS DE LO MISMO

En Ucayali, el nuevo presidente regional es Manuel Gambini Rupay, de “Cambio ucayalino”, exalcalde del distrito de Irazola, está siendo investigado por la Dinandro por lavado de activos. Su gobierno será el continuismo y apañamiento de la gestión de Jorge Velásquez Portocarrero, quien tiene una montaña de denuncias.

Las pruebas del continuismo están a la vista: Mariano Rebaza, elegido vicepresidente de “Cambio ucayalino”, ha sido alto funcionario del gobierno de Velásquez Portocarrero y la consejera delegada Indira Urcia Arévalo, denunció la expedición de una directiva dada por Velásquez para sumarse a la campaña de Gambini.

En San Martín, habrá una segunda vuelta entre Pedro Bogarín Vargas del APRA y Víctor Noriega de la organización fujimorista Fuerza Popular. Desplazados casi una década del espacio político sanmartinense por “Nueva Amazonía” (la organización creada por el exitosos presidente regional y efímero primer ministro César Villanueva), y otras organizaciones populares, campesinas e indígenas, el APRA y el fujimorismo, mal aprovecharon los graves errores políticos de César Villanueva que dejó al desgaire o abandonó su organización para dedicarse a coquetear con García y Humala.

Las multinacionales ya están bailando y celebrando ya sea el triunfo de Bogarín o Víctor Noriega. Sus grandes negocios y utilidades a costa de la destrucción de la Amazonía, están asegurados.

OTROS RESULTADOS

En Amazonas ha ganado el gobierno regional del poderoso empresario Gilmer Horna Corrales, del Movimiento Político Regional “Sentimiento Amazonense”. Horna y toda su familia está investigado por lavado de activos en una región de las pocas del país que produce amapola, la materia prima del opio y la heroína.

Odebrecht, la multinacional brasileña y petroleras como Pacific Rubiales y Maurel et Prom y la minera aurífera Afrodita o Dorato, tendrán las puertas abiertas para entrar a las tierras y territorios indígenas como ya está ocurriendo de uno y otro extremo de la región amazonense.

Madre de Dios, la Capital de la Biodiversidad del Perú, es el máximo ejemplo de que las políticas únicamente represivas sin su correlato social y económico obtienen victorias pírricas.

Porque los bombazos y explosiones para destruir la maquinaria de la minería ilegal, han ocasionado la derrota estrepitosa del Alto Comisionado de Lucha contra la Minería Ilegal e Informal del hoy ministro del Interior y de su mandante Ollanta Humala.

El triunfador es Luis Otsuka Salazar, del Partido Político “Democracia Directa” y presidente de la Federación Minera de Madre de Dios.

LOS HIJOS DEL EXTRACTIVISMO

Los empresarios y políticos amazónicos con herederos o legatarios de los ciclos extractivos de la Amazonía -caucho, pieles de animales silvestres, narcotráfico, petróleo, bosques, etc.-, han dejado marcas indelebles en la sociedad amazónica creando una subcultura de la dependencia.

En su mayoría estos empresarios y políticos tienen visiones y concepciones cortoplacistas, rentistas y extractivistas. En las sociedades y economías extractivo-mercantiles y primario-exportadoras no hay visiones de Estado y nación de largo plazo.

Para grandes males grandes remedios y el más urgente en el Perú es una profunda y radical reforma de un Estado criollo y neocolonial incapaz de sostener y construir la nación peruana multilingüe y multicultural.

http://diariouno.pe/columna/radiografia-postelectoral/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*