Perú: La conspiración de las vacunas

Jorge Bruce

Lo que en la nota de la semana pasada llamé miedo a las vacunas, ha empeorado de manera exponencial. La encuesta IPSOS publicada por El Comercio muestra que el 48% de los peruanos no se vacunaría. La misma cantidad de los que sí lo harían. En el Perú existe una larga y exitosa tradición de procesos de vacunación. Por lo tanto, es necesario preguntarse por este fenómeno inédito y muy peligroso. Pero como el tiempo apremia, hay que contrarrestarlo. Lo cual puede parecer contradictorio (pensar y actuar a la par), pero esos son los tiempos que nos han tocado vivir.

La profesora Kate Starbird, de la Universidad de Washington, se ha especializado en las teorías conspirativas, uno de los mayores desafíos psicosociales de la era de internet. “El proceso natural de buscarle sentido a algo queda secuestrado por personas que quieren tener otra conversación”, afirma. No se refiere específicamente al miedo a vacunarse contra el COVID, sino a cualquier teoría conspirativa. Como esa pasmosa declaración de los jueces superiores de la Sala Penal de Chincha y Pisco: El COVID-19 habría sido creado por Billie Gate (sic), Rockefeller (¿?) y Soros, élites criminales del nuevo orden mundial.

En la tierra de la ivermectina, a cuyos conjuros sucumbió con tóxico oportunismo el expresidente Vizcarra, se habla de una vacuna peruana que se inhala por la nariz. El punto de la profesora Starbird es que en una época signada por el caos y el pánico, es mucho más atractivo dejarse llevar por teorías que apelan a los aspectos más primitivos de nuestra mente. Si a esto se añade, como l o hace el editorial de El Comercio del 17.01.21, el miedo a los efectos secundarios y la rapidez en el desarrollo de las vacunas, la mesa está servida para la propagación de una epidemia de desinformación.

Contrarrestar estos terrores sin nombre, como los llamaba el psicoanalista Bion, es tarea del Gobierno, claro está. Pero es responsabilidad de toda la ciudadanía formar una masa crítica dispuesta a promover información confiable. Umberto Eco decía que esto “hace sistema”. La única prueba de que los americanos llegaron a la luna, recordaba, es que los rusos no protestaron. Para revertir esa creciente tendencia del miedo a vacunarse, tenemos que hacer sistema. Que no suceda el “¡Apure, Leiva!” del telegrama de Bolognesi, esperando las municiones que nunca llegaron en el Morro de Arica.

Jorge Bruce. Jorge Bruce es un reconocido psicoanalista de la Pontificia Universidad Católica del Perú . Ha publicado varias columnas de opinión en diversos medios de comunicación. Es autor del libro «Nos habíamos choleado tanto. Psicoanálisis y racismo».

https://larepublica.pe/opinion/2021/01/18/la-conspiracion-de-las-vacunas-por-jorge-bruce/

Un comentario sobre “Perú: La conspiración de las vacunas

  • el 23 enero, 2021 a las 6:16 am
    Permalink

    Ahora la fase del psicoanálisis para tratar el miedo por las vacunas. Supongo que el analizar el tema se hace por la preocupación por el sector más vulnerable de nuestra población y no por el resto ya que no cuadra ni siquiera en ella.
    Veamos, Para los sobrevivientes mayores de 60 años, jubilados con una pensión miserable en su gran mayoría, alguien puede pensar que en su ser se anida un poquito de temor al “fantasma de la vacuna “ al hombre o mujer que toda su vida lo único que ha tenido es observar el crimen social de los políticos y no políticos. Viejos heridos de muerte que a pesar de su condición de abandonados siguen batallando por un mejor nivel de vida; creen que esta situación los asusta? . Por otro lado, cuando dirigimos esta preocupación hacia los de menos de 60, realmente se puede pensar que tienen miedo. La atención a la salud mental en el Perú NO EXISTE, no porque no exista el profesional para ello, como el ilustre especialista que hace posible este artículo, sino porque sus gobernantes, entre ellos el ZOMBI POLÍTICO que tenemos ahora, nunca voltearon la cara para ver esta enorme área de necesitada atención. Si no se ha hecho nada por una atención primaria, sin referirme a la situación actual eh! , menos se ha hecho por una más avanzada cuestión que apreciamos todos los días.
    Los jóvenes, dueños del mundo que no se equivocan, apasionados por la tecnología y la modernidad de la comunicación con la que resuelven problemas nacionales como la “generación idiota” que suavemente tirada de la nariz demostró su valer y su valentía con la marcha que ha provocado la situación actual que vive el país; bueno estos jóvenes tampoco le temen a nada, la cabeza la tienen bien ocupada para lograr otra marchita para “vacilarse” o para “hacer mancha loco” o para bajarse a un delincuente y a otro traficante de drogas. Cual miedo? , a lo único que le tiene miedo el peruano es a tener un gobernante que sea honesto, justo y drástico, porque los sacaría de su mundo, insano, corrupto, degradado, indigno, embarrado en la miseria de su estatus. Para eso si debería descubrirse una vacuna a la cual si le tendrían terror y que profesionales de la medicina psiquiátrica y los sicólogos tendrían mucho que hacer.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*